El MISTERIO Que Descubrí en un Aeropuerto de EEUU

Esta es una historia que ocurrió antes del Coronavirus pero que recordé recientemente. Quizas esto sera nuevo para muchos. La verdad es que me encanta EEUU, este pais me trata muy bien cada vez que lo visito, me recibe con las puertas abiertas y siento como si esperase que volviera, con algunos americanos he construido amistades tanto e incluso mas grandes que las que tengo en mi amada Venezuela, son gente excepcionalmente graciosa.

Tan solo en 2017 estuve en Puerto Rico, Miami, Fort Myers y en ese momento me dirigía rumbo a Charlotte y luego Charleston, esa ciudad colonial donde Francisco de Miranda, el hombre libre y universal de Caracas, dejó a su enamorada Susan Livingston. Después de allí a Lima. Me ha tocado dar conferencias en este país, sentarme a tomar cafe con “gente importante” e incluso en Charleston le hablare a los estudiantes de economía de esa ciudad (No es grande la gracia de Dios para este muchacho bajito y pobre de Caracas que no culmino la universidad???).

En este pais el capitalismo es mas que un modelo economico, es una cultura, es una mentalidad, esta inmerso en el lenguaje, es lo que se respira pues.

Tengo muchas experiencias con los United States y tambien con ciudadanos de esta tierra pero en otras latitudes, experiencias geniales que podria contarles (algunas locas, hasta con chicas y “pot” incluidos que no quisiera recordar nunca), sin embargo fue la experiencia mas inútil la que me hace mas sencilla de explicar la gran verdad que quiero hoy compartirles.

Siempre intento comerme con los ojos todo lo que las ventanas de los aviones y los carros me muestran pero es imposible. All Work No Play. Mientras esperaba para el próximo vuelo entré a un Starbucks y pedí el agua mineral mas barata que fuese posible. En otra época hubiese pedido un frappucino pero ya en 2017 estaba internalizando esa verdad de que no tengo nada que demostrar, especialmente en un país en donde a nadie le importa lo que hagas con tu vida (y para probar mi punto acababa de ver una muchacha descalza y otro sujeto de unos 23 o 24 patinando en pleno aeropuerto).

En Venezuela tenemos solo agua (y de chorro te la dan cuando la pides). Aqui te preguntan si quieres sparkling water, saborizada o si quieres importada. Yo me limito a decir “just normal water please, the cheapest” y me dan esta respuesta.

IMG_20170825_023729.jpg

Disfruto de la experiencia que siempre dan los locales, me fijo en esos detalles que hacen que un cliente quiera volver y mientras me dispongo a abrir mi libro me doy cuenta de que el agua mas barata del lugar dice: purificada, contiene ph y tiene electrolitos… tu sabes, por si necesitas energía.

No podia creerlo… Ni siquiera el agua es simplemente agua en ese país.

Este era ya el colmo. Si bien hay algo de marketing, en verdad los productos cumplen con lo que prometen, en ese país todo es gluten-free, light, enriquecido, con vitaminas y minerales, con proteína, un sellado perfecto, sanitizado, con una calidad increíble, amistoso con el ambiente y por si fuese poco cada vez que compras un producto estas ayudando con alguna causa o con algún país pobre.

PERO y es aqui donde comienzo mi embestida, no fue por las regulaciones del gobierno, no porque a una mente maestra se le ocurrio que los productos sean asi, no porque un Presidente y un grupete de ministros sepan que cantidad, con que elementos, con cuantas divisas, con cuanta calidad y a que precio deben comprarse las cosas… sino por la espontaneidad del sistema de libre empresa que compite duro y sin descanso por un: cada vez mejor, cada vez mas, en la mayor posible variedad y siempre al menor precio posible. Incluso las frutas, son enormes y perfectas en EEUU, sin caer en que cuando tienes un problema el servicio de atencion al cliente es rapido, efectivo y excepcional, aveces incluso es molesto pues te hacen encuestas para evaluar como fue el servicio del trabajador que te ayudo y reembolsarte por si algo no te gusto.

No son sus politicos sino sus emprendedores los que han hecho de este un gran pais. Es la gente comun esforzandose en conjunto hacen una sociedad nada comun. Todos dicen “gracias por elegirnos a nosotros” (y creo que por eso es que hasta los mismoschavistas les encanta este destino, EEUU es su destino favorito despues de robar).

Me gusta la palabra “Democracia de Mercado” para definir este fenomeno porque es una palabra muy explicativa. Tu (el mercado) eliges con cada compra, cuando decides ir a un supermercado en especifico, eliges con tus pies pero adentro eliges cada vez que metes un producto en el carrito, estas dandole tu voto a un emprendedor y castigando a muchos otros, ese voto es el indicador que hace que todo se mueva, este “sistema de precios” es el que hace que todo se mueva, es el incentivo, la columna vertebral de todo segun lo demostraron los fascinantes trabajos de Hayek.

Esta cuasi perfeccion de mi agua (perfeccion que esta omnipresente en los productos y servicios de este pais, donde en menos de 12 meses ya hay uno nuevo y mejor que hacen al anterior obsoleto) se debe a la interaccion -sin interferencia – de la infinidad de acciones individuales persiguiendo sus intereses, cada quien esta haciendo lo que mejor le parece y lo mejor que puede con lo que sabe y con lo que posee. Adam Smith le llamo La Mano Invisible, Bastiat le dijo La Obra de Dios, Mises lo catalogo como La Accion Humana.

El Indice Heritage demostro finalmente que en los paises sin tanta interferencia estatal las cosas mejoran, hay mas inversiones, hay menos pobreza. Lo contrario pasa cuando es opuesto. Mis amigos aqui luchan para que la presencia de la DFA (Drugs & Food Administration) sea cada vez mas nula y que los impuestos sean cada vez mas bajos. Si ellos logran hacer eso con suficiente presion, los productos y servicios mejorarian mucho mas en costos y en calidad.

agua_fsdg.jpg

Puedo pedir cuantas aguas minerales yo quiera y no se acabaran (como creen los socialistas), de hecho, si pido demasiadas, si el egoista y bebedor de Leo pidiera todas las aguas de EEUU solo para el y pagara una fortuna, estas no se acabarian, Por el contrario, el resultado seria que el mes que viene la embotelladora produzca el doble, hasta generaria empleos indirectamente por mi “malvada avaricia” acuatica. Como demostro hasta el cansancio Israel Kirzner, el sistema de libre mercado no promueve la avaricia – la cual es una cualidad inherente al ser humano – por el contrario la vuelve inofensiva por cualquier mecanismo.

En libertad el mercado se torna siempre creativo, organizado, sabio y poderoso. El mercado sabe mas, entre tanta variedad de bebidas yo y mi despiadada frugalidad (ustedes pensaron que era por salud jejeje) damos un sorbo a mi super agua diciendo el eslogan de esta nacion: IN GOD WE TRUST (Not In Politicians). En joy Capitalism.

En el Aeropuerto de Miami me pasié durante 20 minutos por un pasillo completo del aeropuerto adornado con una exposición de arte realizada por niños de 8 a 12 años de las escuelas estatales de todo el pais, el nombre de la exposicion era algo asi como: “La era del consumismo”, los dibujos tapizaban todo un extremo de la terminal y demuestran cuan malos son los empresarios, cuan malo es el dinero y como el hecho de que uno sea rico lo debe hacer sentir culpable y malvado.

IMG_20170822_033417.jpg

Por primera vez temo por el futuro de esta nacion, decia Ronald Reagan que la libertad esta solo a una generacion de perderse “no le enseñen a sus hijos nuestros valores y pronto tendremos el comunismo en la tierra que sus padres liberaron”. Me parece intrigante que teniendo la libertad de hacer Homeschooling los padres decidan dejarle sus hijos al Estado y depender de la bondad y estabilidad mental del tirano de turno, porque de eso depende todo lo que dejamos en manos de Babylon, no dejar que eso pase es la razon de ser de organizaciones como The Bastiat Society.

Otra cosa que descubri es que los aeropuertos se han vuelto los lugares idoneos para la propagacion del Islam, en casi todos estan repartiendo estas tarjetitas, las dejan en los sanitarios, restaurantes, en todo sitio.

PERO REALMENTE; EL MISTERIO QUE DESCUBRÍ ES ESTE: Promoción gratuita e invasiva del COMUNISMO y del ISLAMISMO en los aeropuertos del país más reconocido por su cristianismo militante y su capitalismo de libre mercado… ironía.

IMG_20170825_095405.jpg
Si de verdad buscas respuestas te invito a leer este enlace.

Un comentario en “El MISTERIO Que Descubrí en un Aeropuerto de EEUU

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: